Minerven regresó con una gran convocatoria

Miércoles, 15 de Agosto de 2007

Como si el tiempo se hubiese detenido y es que el sonar de los tambores, el enarbolar de las banderas azules, el ingreso bullicioso de la barra el “Expreso Azul”, hicieron recordar a ratos que el Minerven en sus mejores tiempos había regresado al Cachamay.

Y de una u otra manera si regreso, por lo menos en dos claros aspectos. En su nombre y con el respaldo de sus siempre fieles seguidores que cercanos a las cuatro mil quinientas almas se dieron cita al nuevo CTE Cachamay.

Y este regreso estuvo marcado con una fuerte carga de responsabilidad, por el peso de la historia, por el regreso de la leyenda y de una u otra manera fue sentido por una novel oncena, sobre todo en el primer tramo, pero en el segundo, la aptitud se multiplicó, llegando incluso a estar los azules más cerca del triunfo, que del empate que finalmente obtuvieron a dos tantos con el CIV FC, por eso, se pude decir muy claramente que el Minerven jugó dos tiempos, muy bien, diferenciados uno del otro.

El peso del debut
Para jugadores acostumbrados a presentarse tan sólo ante unos 300 aficionados, a excepción de Carlos “Pomada” Bravo y ver sorpresivamente que eran acompañados por más de cinco mil almas, era de esperarse que los nervios tomasen su posición en más de un jugador y esto lo sintió sobre manera el cuarteto posterior, el cual entre sus cuatro jugadores no hay 75 años de edad.

Por eso facturó temprano el Italo, por intermedio de Echeverría, cuando apenas iban 14 minutos y en donde pese a la inocencia defensiva, faltó el relevo para complementar el trabajo. No es mal de morirse, pero sin, un apunte interesante para Matuszyczk, quién deberá poner más énfasis en los trabajos de esta importante zona de su equipo

Ese gol temprano trajo cierto desconcierto en las filas azules, notándose una exagerada junta improductiva entre Juan Sánchez y Carlos “Pomada” Bravo. Las sociedades futbolísticas se juntan, pero no chocan. También es fácil superar este detalle.

Destacable en esta primera fracción, la vocación de ir por el empate, conseguido por la insistencia de Juan Méndez junto a Gerardo Coa, al decretarle un penal sobre los 30 minutos al delantero de Upata y cobrado efectivamente por el “Pomada” Bravo.

Minutos más tarde, Minerven perdería a Coa por doble amonestación y el Italo marcaría el segundo por intermedio de Ricardo Ettari, quién también en el segundo lapso seria expulsado.

CTE: Cambio Total del Expreso
Para el segundo tiempo y pese a tener un hombre menos, la aptitud del Minerven fue completamente distinta. Más ofensiva, más coordinada y pudo, de haber sido más ordenado, haber liquidado el partido, donde la ansiedad superó a la tranquilidad.

Destacable el desempeño de César Basanta, quién se ganó la mayoría de los elogios del respetable público y quién pudiera en un breve tiempo convertirse en el eje central del equipo azul.

Damián Salvatierra, destinado a la banca ante su adaptación climatológica, fue el encargado de “salvar” el honor con un gol de gran fractura, cuando claramente parecía que la victoria se la llevaban los visitantes, aunque al final, se llevaron la Copa CVG-Minerven.

Una lucha tempranera
Aún cuando será a partir de enero, cuando se inicie la verdadera lucha para conocer a los dos equipos que subirán a la Primera División, ya se pude visualizar que en el Oriente, Pdvsa-Gas, Minerven y el Italo son los llamados a pelear por el cupo de esta parte del país, mientras que en el Occidente, el Zulia parece estar, tanto por organización y nómina, muy por encima del resto de los integrantes del grupo. …Ver Más

correodelcaroni.com

Categorías


Minerven FC     © Todos los derechos reservados 2007 - 2022    Minerven de Bolívar